Archivos de la categoría ‘Sentimientos de un par de Locos’


  En una noche serena,
Creí ver una sirena;
Batí mis brazos en dirección al mar
Pero fue inútil…
Nunca pude su atención llamar.
  Sentado en plena orilla de mi desilusión,
Veía mis angustias pasar…
Me acongojaba sin motivo y sin causa,
Era una imposible…que no iba a poder lograr.
   Pasó el momento y no pude entender,
¿Por qué la visita de aquel extraño ser?…
Tiempo después la volví a ver,
Tan hermosa y brillante cual estrella vacilante,
No había cambiado mantuvo una belleza constante.  No lo creí, se acerco a mí….

  Sus ojos eran pedazos de cielos…
Profundos como el mar,
Y eran sus siluetas más pronunciadas,
Que las montañas del mismísimo valle.

  ¿Qué puedo decir?… más que era perfecta,
Nada más.

  Me miró fijamente y resolvió darme y beso,
Debí haber muerto… pero no fue así,
Al despertar a la orilla de aquel mar solo divise agua,
Y a mi hermosa sirena no la volví a encontrar

Mas en la arena escribió…

 “No vivas en un mundo de en sueño, Lucha cada día por salir adelante, No omitas a los que te quieren; A final de cuentas serán ellos los que te esperen Y por lo que más quieras… Deja en libertad, Aquellas cosas que a tu corazón solo logren acongojar”

 GRR

hada-y-polvo-de-estrellas-magia  Como polvo de estrellas
dadora de vida, es tu estela
tu mi universo…mi planeta
tu mi pregunta… mi respuesta
Cual rayos de sol mañaneros
resplandece mi alma en anhelos
tu mi poesía y mi canción
tu mi inesperada inspiración.

Como polvo de estrellas
gotas de luz emanan de tus venas
tu figura… divina constelación
tus ojos… galaxias en mi corazón
En tus caminos un negro agujero
donde no hay distancia ni tiempo
tu mi pequeña inmensidad
tu mis cadenas de libertad.

Como un cielo d cometas
es nuestra amalgama perfecta
mi piel estrenando tu piel
bebiendo tus caricias de miel
viajando en la nave d deseos
2 cuerpos buscando senderos
como polvo de estrellas
que nos baña en su grandeza.

GRR 

GRR



3250_172282875402_2561672_aQue no te asombre…

Si al mirar la belleza de una rosa

o al mirar al cielo o cualquier cosa

de pronto. Digo tu nombre.

Que no te asombre…

Si en una noche de luna llena

o al imaginar tu mirada serena

de pronto… Digo tu nombre.


Que no te asombre…

Que en cada estrella que cuento

o al escuchar reír al viento

de pronto… Digo tu nombre.

Y si eso te parece poco

te digo que no te asombre

que la gente me llame… Loco

porque sólo pienso en tu nombre.

GRR.